Un ser excepcional

Nació de la patada de una burra, según comentaba. El “grave suceso” hizo que a mi abuela se le adelantase el parto. Corría el año 1933 y mi padre nació tres meses antes de lo previsto. Nadie daba un duro por su supervivencia, así que decidieron ponerle el nombre de alguien grande –César Augusto, aunque para nosotros siempre fue Chiquitín- para alguien a quienes las previsiones auguraban una corta vida. Esa fue la primera vez que burló el destino. También contaba que, en su niñez, cuando residía en Granada, fue atropellado por un tranvía. Ahí lo esquivó por segunda vez.

Con los relatos de mi padre ocurría algo parecido a la película “Big Fish”. Nunca sabías qué parte era real y cuál fantasía. Eso sí, después, al igual que en la cinta de Tim Burton, todo era cierto. Aunque, si les soy sincera, creo que esta es una característica de los Espinilla. Sus historias tienen mucho de fábula, mucho de humor y mucho de verdad.

Luchador incansable, destacaba por un sentido del humor y una generosidad que le acompañó en los momentos más difíciles de su vida. 87 años y mil y una lecciones. De él he aprendido a no abandonar, a pelear por lo que quiero, a ser cansina hasta conseguir lo que considero justo, a dar la cara por los que más lo necesitan. En su caso, tanto, que se tuvo que ir de Jaén porque aquí nadie le iba a dar trabajo (sus andanzas y enfrentamientos con las autoridades ya las relató el gran José Villar Casanova –Vica- en algunos de sus artículos). De ahí que yo sea de Madrid.

Le encantaba la montaña, y no de dominguero, como decía, entre risas. Su ilusión era alcanzar nuevas cumbres y, así, lo hizo durante años. Escalaba con cuerdas y todavía recuerdo los días que nos llevaba al campo cargados de bolsas para recoger lo que otros habían dejado tirado. Mi madre no olvidará cuando la hizo subir al Castillo de Jaén no por el camino, sino atajando por el monte. Entonces estaba embarazada de 8 meses de mí. Coronaba cumbres y se ganaba a las personas. Así era. Excepcional.

A Martina, desde muy pequeña –qué lástima el poco tiempo que ha tenido para disfrutar de él- le contaba mil historias y le explicaba pequeños detalles de la vida cotidiana. Siempre la esperaba con una galleta o un detalle. Incluso, cuando ella apenas se mantenía erguida, le enseñó sus primeros tebeos y, aunque ella no entendía, le explicaba quiénes eran Mortadelo, Carpanta y Roberto y Pedrín, entre otros muchos. Para él, los cómics y los libros nunca fueron cosa de broma. Te gustará saber que ella te manda un beso cada noche al tiempo que dice: “Te quiero, abuelito”… Y yo con ella.

Para mí es un referente, y no porque sea mi padre, sino porque es un ser excepcional, también con sus defectos. Mucho de lo que yo soy es suyo y mucho de lo que creo, también. Y le echo de menos, demasiado. Me falta su conversación, sus golpes chistosos y su genio. Me falta esa persona a la que acudir cuando hay algo que compartir o comentar.

Da igual porque por mucho que escriba nunca podré hacer honor a todo lo que él es. Sí en presente. Este texto nunca estará a su altura. .Por eso no hago una semblanza. Hoy es tu cumple. Será el primero que no celebremos en la playa brindando con un buen vino. Yo lo haré por los dos. Celebraré la vida y todo lo bueno que nos has dado y seguiré tu norma: “Lo que hagas, hazlo con alegría”. Felicidades. Te quiero.

Inma Espinilla
Inma Espinilla
Periodista

Deja tu comentario en este artículo

  1. Ohhhh Inma, que bonito. Ojalá mis hijos hablen así de mí. Eres la hija que cualquier padre querría tener y esté donde esté se seguirá sintiendo orgulloso de tí. Felicidades para tu papá!!!

  2. Imposible no emocionarse al leerte…Inma!!!
    FELICIDADES , CÉSAR.!!
    Puedo decir que tuve la suerte de conocerte.!!!
    Para tu familia eras el chiquitín, pero bien es sabido que fuiste un «PEQUEÑO GRAN HOMBRE».

  3. Que palabras tan emotivas y que certeras son…César es un ser excepcional. Cebraré su cumpleaños con palomitas, las que nos hacia en las sesiones de Cinexin. Un beso allá donde esté.

DEJA TU COMENTARIO

Por favor introduce un comentario
Por favor introduce tu nombre aquí

Artículos Relacionados

Marquetería Núñez, el legado del comercio más castizo de Linares

El negocio, fundado por Antolín Núñez Gallego en 1950, llega a su tercera generación con la "ilusión del primer día" en el corazón de...

Linares participa en el gran foro de debate sobre la importancia estratégica y logística de Andalucía

Inaugurado por la consejera de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio de la Junta de Andalucía, es un punto de encuentro para abordar los...

Veinticinco agentes internacionales visitan Linares con el objetivo de incluir la ciudad en sus paquetes de destinos turísticos

Este grupo de touroperadores llega a la ciudad de la mano de la Consejería de Turismo de la Junta de Andalucía, a través de...

Síguenos en Redes Sociales

1,948FansLike
2,572SeguidoresSeguir

Últimas Publicaciones