La Belleza (con mayúscula)

¿Hubiera amado Julieta a Romeo si a Romeo le hubiesen faltado cuatro incisivos, un gran agujero negro en su lugar? ¿No! Y sin embargo hubiera sido igual su alma, mismas sus cualidades morales. ¡No me vengan con la serenata de que lo que importa son el alma y las virtudes! Estas damas prendadas de espiritualidad aprecian esos pequeños huesos, los exigen visibles, y les hacen falta todos: dos o tres huesos de algunos milímetros de menos y se acabó, me quedo sólo y sin amor. ¿Cómo? – me dirá ella- ¿no cuentas con esos pequeños huesos en la boca y tienes la audacia de amarme? Me avergüenzo de deber su amor a mi belleza, mi belleza nauseabunda que hace batir los párpados de las señoritas. Entonces, les pregunto, ¿qué importancia se puede acordar a un sentimiento que depende de media docena de pequeños huesos de apenas dos centímetros? ¿Qué? ¿Estoy blasfemando? ¿Por qué no va usted a declarar su amor a una vieja jorobada?”

Albert Cohen pone en boca de Solal, su personaje más bello, la angustia terrible de quien se sabe perfecto hacia lo externo y anhela ser amado con toda su oscuridad y defectos.

En qué consiste la belleza, entonces.

Cómo puede ser que Carlos no deseara ya no a Diana, que igual tenía sus cosillas, sino a Camilla por encima de cualquier otra mujer que pudiera tener y seguro eran muchas; con qué material se tejió esa pasión febril que atravesó intacta lustros y décadas, qué clase de llama es capaz de permanecer incandescente incluso frente a los vientos gélidos desplegados por la mismísima casa de Windsor, de elevarse triunfante ante su reino, con el rugido final del animal vencedor treinta y cinco años después: “Sí, quiero.” “Siempre quise.”

Brigitte Bardot y Serge Gainsbourg se cruzan por primera vez en el rodaje de ‘Voulez-vous danser avec moi’? Él no contempla ni acercarse a ese fenómeno físico de la naturaleza que ni siquiera le dirige la mirada. Ella no le mira porque ya se ha enamorado y por mucha Brigitte Bardot que sea, teme, como cualquiera, el desprecio del hombre al que desea.

Si en 1959 ya hubiera existido ‘Creep’ de Radiohead, la melodía hubiera retumbado de forma telepática entre aquellos dos seres esquivándose por miedo a ser tan insignificantes como se sentían frente a frente.

La por entonces esposa de Gunter Sachs, de quien había recibido por declaración una lluvia de rosas lanzada desde un helicóptero, el mito erótico de toda Europa y buena parte de las galaxias confesaría no haberse sentido bella hasta que aquel hombre de orejas de soplillo y ojos saltones no le hubo susurrado Je t’aime al oído. Moi non plus.

Ejerciendo como abogado conocí a un número ingente de parejas guapas en situación de ruptura, alguna señal daba eso. Como fotógrafo, son ingentes las imágenes que veo de bodas de feos: parejas abrazadas, enamoradas, amadas, deseadas. Qué cierto eso de La suerte de la fea, la guapa la desea.

Se dice que no es tanto misterio, que la atracción humana no se distingue de la de cualquier otro mamífero. El varón se fija en la hembra, aún sin querer conscientemente tener hijos, por el deseo que despierten en él sus caderas. Ella, por su parte, no elegirá al de mejor melena sino a aquel, lleno de cicatrices, que se haya erigido por méritos propios como líder entre sus pares, ya sea robando cables de cobre o regentando una nación. Anhelo de posesión de ADN ganador para proveer a su descendencia. Es posible que sea cierto.

De nuevo en París, Carla duerme abrazada a un pequeño Nicolás que hace mucho dejó de ser presidente de nada. Compone canciones simplonas a su héroe particular, a aquel que electriza su aire, a su pirata con corbata, al patrón muy a pesar del bufón. Lejos del Elíseo, primera dama en su cama: qué más se necesita para ser emperatriz.

En qué consiste la belleza, entonces. Cuídense los dientes.

Deja tu comentario en este artículo

DEJA TU COMENTARIO

Por favor introduce un comentario
Por favor introduce tu nombre aquí

Artículos Relacionados

8M: Sin ellas no hay futuro

Cinco mujeres de Linares de distinto perfil, social y económico hablan sobre los principales problemas que existen por la distinción de género Cinco linarenses de...

Crónica | El Linares, virtualmente en la Primera División de la RFEF

00:00:20
El conjunto azulillo vence por dos goles a cero al CD El Ejido 2012, recupera el liderato y tiene al alcance de su mano...

Linares y Jaén exhiben su fuerza contra el abandono institucional

Cientos de vehículos colapsan la A-4 hasta Despeñaperros en la nueva acción de protesta convocada por nueve plataformas ciudadanas Los jiennenses están cansados de las...

Síguenos en Redes Sociales

1,803FansLike
2,470SeguidoresSeguir

Últimas Publicaciones